Castillo de Stirling


Nuestras recomendaciones

El Castillo de Stirling es una de los castillos más conocidos de Escocia. Dicho castillo, según hallazgos prehistóricos, contiene rocas provenientes de la Edad del Hielo. Se dice que la existencia de este Castillo data del asedio del año 842, pero solo se ha encontrado registros del año 1107, donde se encontraba a cargo del rey Alejandro I. Desgraciadamente, hasta el momento no se ha podido averiguar como pudo haber sido el Castillo de Stirling durante esa época. Pero se tiene información de que era utilizado como residencia y sede administrativa encargada de las defensa.

Debido a su relativa proximidad a Edimburgo y a Glasgow, visitar el Castillo de Stirling es posible hacerlo en una mañana si empezamos nuestra excursión a primera hora. Se puede hacer a través de nuestra cuenta, si tenemos un coche alquilado, o a través de una excursión organizada desde ambas ciudades. En el caso de que lo hagamos en coche, deberemos de dejar nuestro coche en la parte baja de Stirling, ya que no es posible subir al castillo en nuestro coche. Por suerte, existe un tren que cuesta poco (1 euro), y que nos lleva desde la parte baja, hasta el mismo castillo.

La historia detrás del Castillo de Stirling

Construido en el pico de una colina, formando parte de la frontera entre las Tierras Altas y las Tierras Bajas. El Castillo de Stirling ha servido como una fortaleza debido a su posición estratégica, haciéndolo testigo de importantes acontecimientos, como coronaciones de reyes, asedios y enfrentamientos por el poder, quien llegaba a controlar el castillo, era capaz de dominar toda Escocia.

En este monumental castillo, se dió uno de los enfrentamientos más importantes de Escocia “la Guerra de Independencia escocesa (1296-1314)”, en la que hubo un célebre episodio, “La Batalla del Puente de Stirling (1297)”, en ella, el ejército inglés conoció la derrota a manos del líder William Wallace. Esto provocó un gran avance para posteriores asedios, como el de “Bannockburn  (1314)”, donde tuvo lugar la segunda derrota inglesa, marcando un momento épico en el pasado escocés.

Más recomendaciones: Excursiones, donde dormir, alquiler de coches . Síguenos en Telegram

El Castillo de Stirling sufrió modificaciones después de la coronación del rey Robert II en el año 1371, durante su mandato se dieron varias construcciones alrededor del castillo. Más tarde, en el siglo XIV se llevó a cabo una reconstrucción completa del castillo a manos del entusiasta constructor James IV, quien quería crear un palacio capaz de albergar un barco entero de ser posible, dando lugar al “Gran Salón”, uno de los más grandes de Escocia.

El último asedio que sufrío el castillo fue en el año 1746, dicho asedio se llevó a cabo por el príncipe Charles Edward Stewart. Pasado unos cientos de años ya para el 1946, el castillo seguía dirigido por el ejército.

En la actualidad el Castillo de Stirling ha recuperado su gloria debido a la inversión millonaria para su reconstrucción, haciéndolo un monumento nacional que recibe a turistas de todas partes del mundo.

Otros consejos de viaje

Hacer este blog cuesta mucho trabajo, comparte esta página para que podamos seguir creciendo



Otros artículos recomendados

No posts found.