Visita a Utrecht. Que ver en Utrecht. Como llegar a Utrecht desde Amsterdam


Nuestra siguiente visita será en la ciudad de Utrecht. Primero de todo, te explico como llegar a Utrecht desde Amsterdam. Si quieres ir en tren deberás de dirigirte a la Estación Central de Amsterdam, desde ahí puedes coger un tren que en alrededor veinte minutos te llevará a Utrecht, puedes consultar los horarios pinchando aquí

La estación de Utrecht está muy cerca del centro de la ciudad, justo al lado de un gran centro comercial. Punto donde puedes comprar provisiones para escapar un poco de los altísimos precios que hay en Holanda.

Nuestra visita a Utrecht. Que ver en Utrecht

Otras recomentaciones 
         

    Tras bajar del tren, la primera impresión es que Utrecht es otra ciudad holandesa en la que conviven modernos rascacielos con un núcleo histórico donde está cuidado hasta el más mínimo detalle. Poco a poco nos iremos reafirmando en esta idea.

    Una cosa que ver en Utrecht es su centro histórico. En el recorrido hacia él, tras atravesar los característicos canales, llegamos a la Torre de la Catedral de Utrecht. Una torre que mide aproximadamente 112 metros de altura, y cuyo campanario es el más antiguo de Holanda. Eso sí, para llegar hasta arriba hay que subir 465 escalones, pero no te preocupes, se sube poco a poco. Eso sí, tienes que comprar el ticket en el info tourist, ya que la visita es obligatoria hacerla con guía. Dicen que desde arriba, en los días claros, se puede ver hasta Amsterdam.

    patio-catedral-utrech

    Al lado de la torre, puedes ver el patio de la Catedral de Utrecht de forma gratuita. Dicho patio fue construido en el siglo XV y es un ejemplo de los patios interiores de Holanda.

    Otra cosa que ver en Utrecht son sus canales característicos, desde los cuales puedes explorar la ciudad desde el agua en un barco para turistas o en góndola. Eso sí, prepara la VISA porque el nivel de vida en este país es muy elevado.

    bicis-canal-utrech

    Para acabar, sin obviar los diferentes museos que puedes ver en la ciudad. Una cosa que nos gustó mucho de esta ciudad fue el Mercado de Vredenburg, un mercado ambulante típico holandés, que consta de alrededor de 100 paradas, donde además de encontrar cualquier tipo de comida y quesos, puedes pedir que te hagan en el momento cualquier tipo de carne y pescado a la plancha.

     

    Otros artículos recomendados