Excursión desde Praga a Kutna Hora


Te explico como ir a Kutna Hora desde Praga. Tienes dos trenes cada hora. Puedes consultar los horarios desde la web de los ferrocarriles checos. El trayecto dura alrededor de 50 minutos y el tren te deja a 3 kilómetros del centro de la ciudad. Para ir allí puedes coger un autobús desde la misma estación de tren.

Si tienes poco tiempo, puedes realizar la visita organizada con autobús y guía español, puedes contratarla desde aquí. Kutna Hora está a una distancia de 70 kilómetros de Praga.

Si estás interesado en hacer más excursiones desde Praga, te recomendamos nuestra lista de excursiones a hacer desde Praga

 

Nuestra visita a Kutna Hora. Que ver en Kutna Hora

Centro histórico de Kutna Hora

Nuestra visita por nuestra cuenta comienza rumbo de la estación principal de tren. En ella cogeríamos dos trenes que nos llevarían a Kutna Hora. Es posible ir en un tren directo, pero nosotros lo perdimos. 

 

Aunque la mayoría del turismo suele quedarse en Praga, también hay gente que va a otros sitios, en nuestro caso el primer tren se llenó, pero en el caso del segundo, no cabía ni un alfiler, era un poco agobiante.

Una vez en Kutna Hora, la estación está a las afueras, por lo que tienes que coger un autobús, o pegarte el pateo, cosa inviable por el calor que hacía. Puedes también ir a pie al osario de Kutnice y a la iglesia que está al lado y luego coger el bus hasta el centro, nosotros lo hicimos al revés.

Al llegar a Centum, el autobús parece que te deja en la mitad de la nada, solo tienes que andar 3 minutos hacía abajo para encontrarlo,  está bien indicado.

El centro urbano de Kutna Hora

Acceso a la misa de plata de Kutna Hora

Acceso a la misa de plata de Kutna Hora

El centro está muy cuidado, es muy bonito, merece la pena darse una vuelta con calma. Dirección a la catedral están las minas de plata de la ciudad,  desde las que puedes ponerte un casco minero y visitarlas en un tour guiado de algo más de una hora. En su día, Kutna Hora rivalizaba en riqueza con Praga, de ahí la monstruosidad de su catedral.

Kutna Hora rivalizaba en riqueza con Praga, de ahí la monstruosidad de su catedral

 

En el centro puedes hacer una parada para comer, en nuestro caso, además, siendo atendidos por una “simpática” camarera. La comida, los dos, sobre los 14 euros.

Desde el centro de Kutna Hora puedes también visitar también la mina de plata, dicha excursión dura entre una hora y hora y media. Para hacer la visita es obligatorio ir con el guía, únicamente en inglés. En nuestro caso por motivos de tiempo no pudimos hacerla.

 

El osario de Kostnice en Kutna Hora

 

Ya por la tarde visitamos el famoso osorio de Kostnice. En su día, en una de tantas guerras que tuvieron, el cementerio se les quedaba pequeño, por lo que no sabían que hacer con tanto hueso. La solución, empezaron a hacer decoración con huesos, lámparas, escudos, etc…  Era la moda de la época. Todo ello lo puedes ver en Kostnice.

 

Sobre las 6 de la tarde volvimos rumbo a Praga en un tren directo, en 50 minutos llega mas o menos.

 

Otros artículos recomendados